Colaboracionistas y traidores

Mariscal Henri PhilippeLa historia de la humanidad está inmersa en cantidades de casos de traición a la Patria los que mayoritariamente han sido castigados con la pena capital. En plena guerra de independencia de Venezuela, el General en Jefe Manuel Carlos Piar después que un Consejo de Guerra, precedido por su paisano, el Almirante Luis Brión, fue condenado a la pena capital. Piar, nacido en Curazao, de piel oscura, fue ejecutado el 16 de octubre de 1817, por haber introducido el problema racial contra Oficiales blancos y mantuanos cuestionando la autoridad  y la raza blanca de El Libertador Simón Bolívar y conspiro en su contra en el seno del Ejército patriota, resquebrajando la disciplina, la cohesión de las fuerzas patriotas, poniendo en grave peligro la seguridad de la patria. El Mariscal Henri Philippe Venoní Omer Joseph Pétain, nació el 24 de abril de 1856, en Francia, de una familia humilde. Desencadenada la II Guerra Mundial, Pétain, que ya contaba ochenta y tres años, es llamado a Paris cuando la proximidad de la capitulación hace que el país entero se vuelva ansiosamente a Reynaud. El mariscal quiso limitar al mínimo sus relaciones con los ocupantes, pero su pupilo Laval actuó en todo momento como un agente alemán, partidario de una colaboración a fondo con Hitler, convoco la reunión de Montoire el día 24 de octubre de 1940, entre el Führer y el Mariscal, iniciándose así el “colaboracionismo” con las fuerzas de ocupación nazis. Al final de la guerra el Gobierno de De Gaulle lo entrego a un alto Tribunal para ser juzgado por su conducta cooperadora con el enemigo. Pétain fue condenado el día 15 de agosto de 1945 a pena de muerte, a degradación, indignidad nacional y confiscación de sus bienes. A finales de 1894, el Capitán del Ejército Francés Alfred Dreyfus, un ingeniero politécnico de origen judío-alsaciano, fue acusado de haber entregado a los alemanes documentos secretos. Enjuiciado por un tribunal militar, fue condenado a prisión perpetua y desterrado a la Colonia penal de la Isla del Diablo situada a 11 km de la costa de la Guayana francesa, cerca de Venezuela, por el delito de traición a la Patria. En 1906 su inocencia fue reconocida oficialmente por una Corte de Casación independiente a través de una sentencia que anuló el juicio y la sentencia condenatoria. El matrimonio norteamericano conformado por, Ethel Greenglass Rosenberg y Julius Rosenberg fue ejecutado en la silla eléctrica acusados de espionaje. El origen del juicio y ejecución de este matrimonio se basó  en las filtraciones de secretos nucleares acontecidas tanto en el centro de investigación nuclear de Los Álamos como en la Universidad de Berkeley, donde existía un importante sector simpatizante de la izquierda, especialmente entre los científicos. Un antiguo maquinista del centro super-secreto de Los Álamos, el Sargento David Greenglass, hermano de Ethel, confesó haber pasado secretos a los rusos y acusó asimismo a su hermana y al esposo de ésta, confesión que condujo directamente hacia el matrimonio Rosenberg, que fue detenido, acusado y juzgado por espionaje. En la historia reciente de  nuestro país, el Presidente Hugo Chávez, con su admiración filial y enfermiza por la Revolución Cubana y su Líder Fidel Castro Rus, en el transcurso de estos 14 años de gobierno, de comportarse en principio como un colaboracionista con la dictadura cubana entregándoles ingentes recursos de nuestro patrimonio, le otorgo  al régimen cubano la dirección y administración de todo nuestro sistema de identidad, seguridad y defensa, permitiendo la presencia de todo un ejército extranjero de ocupación territorial en nuestro país. Delitos estos contemplados en la legislación venezolana como de alta traición a la patria. Son reos del mismo delito los militares y civiles que, de alguna forma, contribuyeron y/o contribuyen al mantenimiento de esta grave situación.  rdbustillos@gmail.com.

 

© 2013 frentepatriotico.com. All rights reserved.